miércoles, 19 de octubre de 2016

España busca negocio en Irán

Islam en Murcia - 19.10.16
Fuente: Cámara de Comercio de España

Foro empresarial Irán-España

La Cámara de España traslada al gobierno iraní el interés de las empresas españolas en participar en sus sectores clave

·         Alfredo Bonet, director Internacional de la Cámara de España, interviene en el Foro Empresarial Irán-España celebrado en Teherán

Mesa de autoridades
·         Casi 300 empresas españolas e iraníes han participado en el encuentro organizado por la Cámara de Comercio de España en colaboración con la Cámara de Comercio de Irán y la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España

Teherán, 18/10/16.- Las empresas españolas están decididas a aprovechar las oportunidades de inversión que ofrece la apertura de la economía iraní emprendida por el gobierno persa. Así lo ha trasladado a las autoridades iraníes el director Internacional de la Cámara de Comercio de España, Alfredo Bonet, durante su intervención en el Foro Empresarial Irán-España que se ha celebrado este martes en Teherán. El encuentro ha sido organizado por la Cámara de España en colaboración con la Cámara de Comercio, Industrias, Minas y Agricultura de Irán y la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en ese país. 


En su intervención, Alfredo Bonet ha resaltado el compromiso del Gobierno iraní con las reformas  que permitan al país configurar un modelo productivo más diversificado, resistente y sostenible después de los años de embargo comercial que va levantándose progresivamente. Se trata, ha dicho, de “reformas en los mercados de bienes y servicios que pueden conseguir un modelo que promueva una economía abierta al comercio y la inversión internacional. Es necesario acometer inversiones importantes que permitan conformar un entorno atractivo para la inversión nacional y extranjera”. 

Las áreas que ofrecen más oportunidades de inversión son las infraestructuras, tanto de transporte por carretera como ferroviario, marítimo y aéreo; la industria petroquímica; las energías renovables, y la modernización e incorporación de las últimas tecnologías a sectores industriales como la automoción, el agroalimentario, médico-farmacéutico, maquinaria agrícola y materiales de construcción. 

Asistentes al foro España-Irán
“El desarrollo de estos sectores se encuentra entre las prioridades del gobierno iraní y para su desarrollo apela a la colaboración de empresas internacionales. Esta relación de sectores coincide mayoritariamente con aquéllos en que empresas españolas ocupan en estos momentos posiciones de liderazgo a nivel global”, ha resaltado el director Internacional de Cámara de España y ha añadido que el trabajo de las empresas españolas “contribuye, con su buen hacer, al desarrollo económico y social de decenas de países. También quieren hacerlo aquí, en Irán, con unas empresas iraníes en las que siempre han encontrado socios leales y colaboradores”. 

Bonet ha destacado la gran riqueza de los recursos naturales del país, su situación geográfica privilegiada, una población de casi duplica en número a la española, el alto nivel de educación de sus ciudadanos y un gobierno comprometido con las reformas estructurales. “Son solo algunos de los elementos que hacen de Irán un atractivo socio comercial para los empresarios españoles”. 

Además de este Foro Empresarial, la misión comercial organizada por la Cámara de España ha permitido  a los empresarios mantener encuentros y reuniones con empresas iraníes y con representantes del gobierno de Teherán. Entre las compañías españolas que han participado figuran Abengoa, Bergé y Cía, Elecnor, Gamesa, Gestamp, INECO, INERCO, OMFE y Técnicas Reunidas.

Irán es el país más importante del Golfo Pérsico, dispone de las cuartas reservas mundiales de petróleo y las segundas de gas, lo que supone una muy considerable fuente de ingresos por exportaciones. El país tiene una posición geográfica privilegiada como puerta de paso entre Asia y Europa y el segundo mayor mercado interior de Oriente Medio, con casi 80 millones de habitantes. Desde el año 2006, una serie de resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas supusieron la imposición de sanciones internacionales y restricciones al comercio con Irán. El levantamiento progresivo de esas sanciones implicará la reincorporación de la economía iraní a un mercado global que ofrece crecientes oportunidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario