viernes, 23 de noviembre de 2012

El nuevo rumbo de la Comisión Islámica de España (CIE)

Fuente: WebIslam

"Lo más importante para nosotros es que se ha dado un paso histórico para el islam español”, afirmó su nuevo presidente, Mounir Benjelloun.


Asaablea General de la Comisión Permanente de la CIE
En su cita con la prensa, ayer jueves, 22 de noviembre de 2012, la nueva Junta Directiva de la Comisión Islámica de España (CIE), entidad representante oficial de los musulmanes en España -que se estiman en dos millones de personas- y firmante del acuerdo de cooperación con el estado español en 1992, presentó públicamente a su nuevo presidente, Mounir Benjelloun Andaloussi Azhari -de 42 años y líder de la Federación Islámica de la Región de Murcia (FIRM)-, y anunció que los nuevos estatutos aprobados en la reunión de la Asamblea General de la Comisión Permanente, celebrada el pasado 17 de noviembre, serán definitivamente entregados al Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia en el transcurso de la próxima semana.
En la rueda de prensa, sus principales representantes explicaron los acuerdos y decisiones alcanzados durante la Asamblea General de la semana pasada y definieron el nuevo rumbo y cometido de la CIE, que pretende trascender posibles fisuras y obstáculos presentados por aquellas entidades y federaciones minoritarias opuestas a este giro de los acontecimientos.
Para Mounir Benjelloun, resultó una sorpresa el comunicado de la Unión de Comunidades Islámicas de España (UCIDE), liderada por Riay Tatary Bakry, en el que denuncia que “han sido vulnerados los principios de unidad de la comunidad musulmana” y anuncia que “impugnará” los acuerdos adoptados en la Asamblea General del sábado, entre otros, la elección del primero para el cargo de presidente.
Frente a este, Benjelloun recordó que “la UCIDE ha aprobado el 85 por ciento de los artículos sometidos a voto durante la reunión de la Comisión Permanente de la CIE".
"Lo más importante para nosotros es que se ha dado un paso histórico porque por primera vez la Comisión Islámica ha podido hacer realidad que todos los musulmanes se sienten en la misma mesa para consensuar las líneas generales del futuro del Islam español", adujo.
En cuanto al acuerdo de cooperación alcanzado en 1992 entre la CIE y el Estado español, requieren de un “nuevo impulso y desarrollo”, pero para ello hay que hallar “los mecanismos de financiación apropiados” y converger hacia una “práctica real de los derechos reconocidos a la comunidad musulmana por medio de estos últimos”, reflexionó Benjelloun.
Por su parte, la nueva vicepresidenta de la Comisión Islámica de España (CIE), Amparo Sánchez, aclaró que los nuevos estatutos de la CIE aprobados el pasado sábado “sí que tendrán en cuenta el número de entidades de cada federación a la hora de expresar el voto”, algo que no había sido así hasta ahora.
Este cambio de estatutos sirve para adecuarlos a la realidad actual y propiciar la apertura de la entidad a un “sistema democrático y de participación" ya que establecen la creación de una comisión permanente formada por 36 miembros en representación de las 1.428 entidades religiosas islámicas que hay registradas.
Por otro lado, en una entrevista concedida a la agencia Efe y recogida por el diario El Mundo tras su nombramiento del pasado sábado en Madrid, Amparo Sánchez, recalcó también que con este cambio “queremos la normalización interna de la Comisión Islámica de España y convocar, lo antes posible, una asamblea general".
El objetivo de la nueva Junta Directiva es conseguir que el órgano de interlocución de los musulmanes con el Estado sea más “transparente y abierto, con presencia de gente joven y de muchos españoles que no han nacido en España pero llevan muchos años nacionalizados y tienen aquí su empresa, su familia y su vida”, confesó Sánchez a Efe.
En cuanto al secretario de la Junta Directiva Provisional de la CIE, Francisco Jiménez, expresó que se trata de “un momento histórico” y  justificó ante la prensa, la celebración de la comisión permanente del pasado día 17 porque "la situación actual de los musulmanes en España ha cambiado y necesitábamos unos nuevos estatutos" que articularan la negociación con el Gobierno español.
Asimismo, manifestó su esperanza de que se produzca un cambio en la sociedad española que conduzca a la aceptación de “un colectivo de ciudadano que, además de españoles somos musulmanes", sentenció.

No hay comentarios:

Publicar un comentario