jueves, 2 de febrero de 2012

´La crisis, es peor en África; allí hay muertes´

Lorena Cobas, de Unicef, destaca las donaciones particulares de ciudadanos anónimos en plena recesión

Lorenas Cobas ofreció una conferencia en Las Claras

Fuente: La Opinión de Murcia 02.02.12

MARGA JIMÉNEZ-FONTÉS Seis meses después de que la ONU declarara el estado de hambruna en seis áreas de Somalia, la región sigue haciendo frente a una de las peores crisis nutricionales del mundo actual. Aunque la declaración de hambruna ha pasado de seis a tres áreas, la situación sigue siendo de emergencia para más de 13 millones de personas en el Cuerno de África.

Esta realidad la ha vivido en primera persona Lorena Cobas, responsable de Emergencias de Unicef España, quien anoche ofreció una conferencia en el centro cultural Las Claras de la Fundación Cajamurcia, donde habló sobre el trabajo que realiza Unicef en las emergencias internacionales y sobre su experiencia personal.

Recientemente se ha conocido que países como Mauritania, Mali, Chad o Níger están viviendo una nueva crisis alimentaria, que se une a la del Cuerno de África.
En concreto, se trata de una voz de alarma como la que emitimos el pasado año sobre lo que ocurre en el Cuerno de África. La peor situación se está viviendo en Níger, donde hay más de 300.000 personas afectadas.


¿Cómo es las situación actual en el Cuerno de África?
Hay avances. En Somalia se han reducido a tres las áreas de hambruna y la tasa de recuperación en Etiopía es del 86%. Aún así, no estamos cerca del final de la emergencia. Las necesidades siguen siendo enormes, ya que estamos hablando de 320.000 niños con desnutrición. Esto quiere decir que si no continuamos trabajando, serán pasos atrás.


¿Cómo repercute la crisis de los países desarrollados en los subdesarrollados?
En general, se nota que los países desarrollados están en crisis porque no se pueden dar tantas ayudas. Pero hay que darle las gracias a la sociedad española, ya que la mayor parte de las ayudas son donativos particulares, que suponen cantidades importantes. En África la crisis también afecta a los bolsillos, ya que, por ejemplo, en zonas de Somalia hay un aumento del 240% en los precios. Imagínese una familia que tiene que comprar comida.


¿Qué diferencias hay entre una crisis y otra?
La crisis en África, sin desmerecer a las familias que aquí también lo están pasando muy mal y tienen serios problemas para poder llegar a fin de mes, es peor. Allí mueren de hambre.


¿Cuál es el trabajo que desarrolla Unicef en casos de emergencia?
Unicef ya estaba antes de que se declarara la crisis y estaba preparando sus actuaciones. Nosotros trabajamos en varios campos: mejora de la nutrición; educación; protección de la infancia; higiene, etc.

¿En tiempos de crisis aparecen más voluntarios?
Contamos con muchos voluntarios, no sé si será por la crisis, porque la gente tiene más tiempo libre, o porque hay más conciencia social, pero cada vez hay más gente que quiere ayudar.

¿Es una utopía pensar que la situación actual en el Cuerno de África acabará?
No se pueden esperar resultados a corto plazo. Pero sí vemos cambios positivos y creo que se puede llegar a trabajar por mejorar la vida de muchas personas, aunque es un trabajo más a largo plazo, que necesita de gobiernos fuertes que puedan hacer frente a la situación.


¿Qué puede hacer alguien que desee ayudar a Unicef?
Lo que necesitamos ahora es financiación. Así que animo a todo el que quiera ayudar a que haga alguna donación en la web de Unicef (www.unicef.es) o que acuda a la sede que la ONG tiene en Murcia (c/Tomás Maestre, escalera 1, 1ºB). También, quien esté interesado, puede llamar para obtener más información al 968 21 37 00.

No hay comentarios:

Publicar un comentario